EL VOTO DE LAS NUEVAS GENERACIONES

 

En esta ocasión estimado lector, me voy a permitirme presentarle a usted un tema que considero de gran importancia para el futuro de nuestro país, y lo pienso de esa forma dado que aun cuando falta todavía mucho tiempo para las elecciones para elegir a nuevos gobernantes, los principios y preferencias de los votantes cada vez encuentran mayor diferencia con lo que hemos estado acostumbrados.

El tema es la Generación Millennials, (tema que agradezco a mi amigo MRB), que viene a ser personas que nacieron entre 1981 y 1995, es decir, jóvenes entre 20 y 35 años que se hicieron adultos con el cambio de milenio, o dicho de otra forma, de aquellos ciudadanos que se hicieron en plena prosperidad económica antes de la crisis, generación que para el 2018 serán aproximadamente más de 24 millones de personas, más de 24 millones de votantes, los cuales solo para darles un dato, a nivel mundial en el año 2025, representarán el 75 % de la fuerza laboral del mundo.

El espíritu decidido por hacer las cosas diferentes caracteriza a este segmento de población, un estudio realizado por Telefónica y Financial Time asegura que los millennials mexicanos son aún más propensos a emprender que sus homólogos internacionales, al considerar que un 89 por ciento de las personas en el país que se encuentran en este rango de edad, cree que puede impulsar un cambio relevante en su comunidad, mientras que a nivel mundial el porcentaje solo alcanza el 62 por ciento. Esto permite definir que un 21 por ciento de los líderes en México provengan de dicha generación.

Ahora bien, esta generación de Millennial no confían en los partidos políticos ni en sus candidatos, es más los desprecian, de hecho, está generación están cansados de la política tradicional que pretende seguir imponiéndose con base en viejas prácticas, como el clientelismo, los fraudes  y las promesas que nunca se cumplen, y aún más, están hartos de la corrupción y delincuencia tan lacerante que por desgracia lastima a nuestro país.

De ahí entonces debemos preguntarnos que podrá pasar en las próximas elecciones del 2018, ya que los millennials buscarán propuestas reales, contundentes, con cuentas claras y que dejen de lado la acostumbrada demagogia y, como punto importante, les importa un bledo de que partido político provengan.

¿Estarán los políticos de siempre a la altura de las nuevas circunstancias?, lo dudo mucho, es más, aún cuando los politólogos afirman que para ganarse a esta generación deberán comprenderlos perfectamente para ser capaces de configurar una oferta electoral que responda a sus preocupaciones y comunicarse con ellos de la manera correcta, principalmente en forma electrónica, y aun cuando intenten cambiar sus códigos de comunicación hacia ellos, los políticos actuales están tan embarrados en el basurero electoral, que aun cuando lo intenten, pagando sumas millonarias a empresas para tratar de manipularlos, aun cuando pretendan dar otra imagen, les ganara la costumbre y caerán en descredito ante ellos.

Por lo pronto, es una generación que ha vivido cambios culturales y tecnológicos de importancia, por lo tanto tienen otra escala de valores, no es solo un cambio de las condiciones socioeconómicas, sino también en forma importante tecnológicas que todo lo transforman, y a eso, a ese accionar están acostumbrados.

De ahí mucho ojo señoras y señores políticos, ya no bastará con las despensas y regalo de algunos pesos el día de la elección, las cosas están cambiando, las generaciones evolucionan para bien o para mal, lo cierto es que las circunstancias no son ni serán las mismas, ahora las propuestas deberán estar sustentadas y con verdaderos objetivos, ya que si siguen con su mismo actuar irán directo a la derrota.

 

Ya no tendrá valor la manipulación por dadivas, ya no importarán los mítines, los rollos políticos de antaño serán despreciados y ni siquiera considerados, que los rojos, los verdes, los azules, los amarillos, los morenos, todo para esta generación serán patrañas, lo que importará serán propuestas solidas hechas por mujeres y hombres sólidos, lo importante será saber si efectivamente entre los actuales políticos, los que están en la palestra a nivel nacional y a nivel estatal, tienen esas características, por lo pronto yo en lo particular no logro ver ninguno, ¿y usted?. Sin embargo, y como siempre, la mejor opinión es la de usted.