BALCONEANDO / ¡TÓMALA BARBÓN!

Por Alejandro Barañano

Durante la reunión de la Asociación de Autoridades Locales de México celebrada en San Cristóbal de las Casas, Chiapas, la alcaldesa Armida Castro Guzmán acusó públicamente a Alberto Arnoldo Rentería Santana de ser un misógino, pues tuvo la desfachatez de decir que iría un candidato hombre en pos de la Presidencia Municipal de Los Cabos, simplemente porque ese género representaba el 40 por ciento del electorado, y que las mujeres solo eran un 13 por ciento, pronunciamiento que aparte de incongruente, es totalmente retraído y obtuso.

Ahí, mismo la edil cabeña puntualizó que acudiría a las instancias correspondientes para demandar al aborrecido personaje, buscando con ello poner un alto total no solo a sus mentiras, sino también a las difamaciones y declaraciones cargadas de infamia que se han vertido en contra de su persona, y para lo cual Alberto Arnoldo Rentería Santana ha utilizado a varios de sus secuaces para obstaculizar la intención de presentarse como candidata en reelección por ese municipio.

Pasaron los días y Armida Castro Guzmán dio a conocer entonces que ya había presentado una denuncia ante la Unidad de lo Contencioso Electoral del Instituto Nacional Electoral por la violencia en materia política de género, y en donde se citará a declarar sobre el tema al comisionado del Partido del Trabajo en la entidad, Luis Armando Díaz, y al sandinista nicaragüense Pedro Jesús Magallón Juan-Qui, quien curiosamente cobra mes a mes de manos de Rentería por hacerle disque al “vocero” de Morena.

Pero poco le duró el gusto a quien en sus años mozos fue mesero en su natal Acapulco, pues por sus bravatas lo sentenciaron y responsabilizaron por haber incurrido en violencia política en contra las mujeres en razón de género, situación que fue dada a conocer por la magistrada presidenta del Tribunal Estatal Electoral de Baja California Sur, Betsabé Dulcinea Apodaca Ruíz.

Así, tras la sentencia emitida por la resolución del Procedimiento Especial Sancionador 02/2021, el supuesto “dirigente interino” de MORENA se hizo además acreedor a una multa económica equivalente a 90 UMAS, esto sin dejar de lado que el proyecto de sentencia a cargo de la magistrada Sara Flores de la Peña, advierte claramente que los otros dos denunciados, o sea el sandinista nicaragüense Pedro Jesús Magallón Juan-Qui, y Luis Armando Díaz, actual comisionado Político Nacional del Partido del Trabajo, aún están bajo la lupa toda vez que no se ha finiquitado el asunto sobre la violencia política en razón de género en perjuicio de Armida Castro Guzmán, por lo que queda claro que todavía hay mucha tela por cortar.

Si todo esto no fuera suficiente, Alberto Arnoldo Rentería Santana tendrá que pedir además una disculpa pública y aclarar todo lo referente a la incertidumbre que generó con sus misóginas expresiones, pues el convenio de coalición que existe entre Movimiento de Regeneración Nacional y el Partido del Trabajo no se establece un género específico para la candidatura a la alcaldía de Los Cabos. ¡Quihubole!

Todo ello trae jiribilla adicional, pues Alberto Arnoldo Rentería Santana quedará inscrito también en el Registro Nacional de Personas Sancionadas en materia de Violencia Política en Razón de Género, ello bajo los apartados de los sujetos sancionados por el propio Tribunal Estatal Electoral de Baja California Sur, por lo que ya le puede ir diciendo adiós a su sueño guajiro de llegar a ser algún día diputado federal.

Y es que esto todo se lo ganó a pulso el supuesto dirigente de Morena, pues es inadmisible y sumamente grave que en el contexto del actual proceso electoral que se vivimos, pretenda Alberto Arnoldo Rentería Santana generar una percepción de poca competitividad entre las féminas con respecto de los varones.

Así que la denuncia que presentó Armida Castro Guzmán ante el Instituto Nacional Electoral dio los frutos esperados, demostrando a la par que al buscar respeto logró que la dignidad se comience hacer costumbre, frase lapidaria con la que ha dibujado sus más recientes pronunciamientos emitidos; por lo que mejor quien esto escribe seguirá BALCONEANDO. . .

COMO EN BOTICA

  • ¡NÚMEROS SON NÚMEROS!

Hasta el momento FRANCISCO “PANCHO” PELAYO mantiene una ventaja sobre VÍCTOR MANUEL CASTRO COSÍO, esto de acuerdo a la más reciente medición de la empresa MASSIVE CALLER.

Lo curioso es que mientras el ex diputado federal y ex alcalde comundeño se mantiene fuera de reflectores, respetando con ello el calendario electoral fijado por las autoridades, “EL PUCHAS”como le dicen sus cuates y uno que otro llevado–  sostiene una intensa campaña de proselitismo física y en redes sociales, donde incluso se da el lujo de pagar entrevistas un día sí y otro también diciendo “PULO PALELANTE”. . .

  • ¡DEJA EL CARGO!

AZUCENA MEZA GÓMEZ dio a conocer que presentó su renuncia como Secretaria Técnica de la Mesa Estatal de Seguridad, para así poder participar en el proceso interno de Morena para la postulación a un cargo de elección popular.

Con ello la ahora aspirante a la candidatura por el IV Distrito Electoral, presentó su misiva con carácter de irrevocable al Comandante de la Guardia Nacional en la entidad, GENERAL LUIS RODRÍGUEZ BUCIO, la cual será efectiva a partir del día último de este mes.

  • ¡ALCALDE “VÍCTIMA”!

El alcalde de Mulegé, JOSÉ FELIPE PRADO BAUTISTA, reconoció públicamente que reconectó sin autorización de la COMISIÓN FEDERAL DE ELECTRICIDAD la energía eléctrica en los pozos de extracción de agua, servicio que fue suspendido por falta de pago.

Y es que la administración mulegina ha recibido tres suspensiones de energía eléctrica por parte de la empresa paraestatal por adeudos acumulados que suman ya 15 millones de pesos, aunque lo curioso es que el ALCALDE “VÍCTIMA” no se ha acercado a negociar ni a pagar en la CFE. . . ¡HE DICHO!