BALCONEANDO / “ME VOY EN ABRIL”

Por Alejandro Barañano

El día de ayer el todavía presidente del Tribunal Superior de Justicia y del Consejo de la Judicatura del Estado, magistrado DANIEL GALLO RODRÍGUEZ, rindió un informe más de labores correspondiente al año 2021 a la fecha.

Y como es su costumbre, nos salió con aquello de que el PODER JUDICIAL está al servicio de la sociedad sudcaliforniana, reiterando su compromiso por mantener una constante en el trabajo para ofrecer un PODER JUDICIAL consolidado, autónomo y confiable.

Pero lo que olvidó decir tan ilustre y “poderoso” magistrado, es que con la complacencia del CONGRESO DEL ESTADO, y a cuyos integrantes “chamaqueó” cuando les dijo “ME VOY EN ABRIL”, fue lo que justificó la irresponsable determinación de los legisladores que consideraron que en vista de que se iría como les dijo, no tenía caso requerir su comparecencia ante el pleno para que tratará de explicar cómo es que lleva más de una década –once años para ser exactos- en un encargo que constitucionalmente establecía –antes de meterle mano a la Constitución del Estado– una duración de tres años.

Dicen los que saben, jurisconsultos de verdad y no como esos tinterillos de poca monta que solo quieren quedar bien con DANIEL GALLO RODRÍGUEZ, que a consecuencia de la iniciativa ciudadana que se presentó el 7 de en diciembre del año pasado, los diputados locales decidieron que tres años era mucho tiempo y modificaron la CONSTITUCIÓN DE BAJA CALIFORNIA SUR para que el cargo de presidente del Tribunal únicamente durará dos años más. ¡QUIHÚBOLE!

Con esa reforma Constitucional comentada, y que entró en vigor en febrero de este año, el espurio de DANIEL GALLO RODRÍGUEZ les hizo creer a los diputados que se iría en abril, y así simplemente se ahorró rendir cuentas ante ellos, y por ende si el “poderoso” magistrado se iba entonces se nombraría en abril un nuevo presidente para un periodo de dos años, y con ello todos felices y contentos, aunque cabe la aclaración por si los legisladores nos se han dado cuenta todavía, ya estamos a mitad del mes de mayo y todo sigue igual.

Y es que DANIEL GALLO RODRÍGUEZ abusando de la ignorancia y de la falta de adecuada asesoría legal de la que parece adolecen los diputados locales, se aprovechó de su bisoñez y les jugó simplemente el dedo en la boca, tan así, ya que incumplió tácitamente su promesa de “ME VOY EN ABRIL”, por lo que aún sigue aferrado al poder y a las canonjías que representa ser el presidente del TRIBUNAL ESTATAL DE JUSTICIA.

Luego entonces, quienes se suponen que deben hacer valer la ley la volvieron letra muerta, pues los encargados de cumplirla y hacerla cumplir demostraron que NO QUERÍAN CONFRONTACIONES Y PREFIRIERON FINGIR DEMENCIA, esto en vez de aplicarle todo el peso de la ley a quien en franca violación al marco constitucional festina mañana tras mañana su permanencia en el encargo, burlándose abiertamente de ellos.

Así las cosas, no hay mucho más que decir ni agregar, esto y a pesar de que el grupo parlamentario mayoritario llegó al poder con la promesa bajo el brazo de “ACABAR CON LA CORRUPCIÓN”, y en cambio traicionan y mienten, pues lejos de cumplir y hacer cumplir la CONSTITUCIÓN DEL ESTADO cobijan su con omisión a quien lleva más de una década enquistado en la Presidencia del Poder Judicial estatal, ello en franca, flagrante y aberrante violación al marco legal establecido; por lo que mejor quien esto escribe seguirá BALCONEANDO. . .

COMO EN BOTICA

Son muchas las mujeres que lamentablemente están padeciendo el terrible mal del cáncer, y son muchas las mujeres que han manifestado su indignación porque en el HOSPITAL GENERAL DE ZONA No. 1 DEL INSTITUTO MEXICANO DEL SEGURO SOCIAL les otorgan citas hasta con dos meses de distancia, tiempo que a la postre es muy valioso para que las pacientes obtengan un adecuado tratamiento.

Pero por otro lado, resulta que en el CENTRO ESTATAL DE ONCOLOGÍA “RAÚL CARDOZA MACÍAS”, el aparato de mastografía se encuentra descompuesto, y curiosamente hay quienes aseguran que también hasta dentro de 60 días podrán echarlo a volar de nueva cuenta.

Luego entonces uno se pregunta: ¿QUÉ NO HAY ACASO AUTORIDADES CONCOCEDORAS DEL TEMA QUE SE PREOCUPEN REALMENTE POR LAS MUJERES SUDCALIFORNIANAS?

Y lo digo porque dos meses es “ORO MOLIDO” para poder hacer algo, y así contrarrestar el mal que aqueja a más de una fémina en la entidad. . . ¡HE DICHO!